Opiniones

¿Te graduaste en AMOR?

Sinceramente para mí el amor es como nitroglicerina, si no la manejas con cuidado, con consciencia y coherencia puede explotarte y romperte el corazón en mil pedazos. ¡Solo hay que querer aprender a manejar la nitroglicerina con mucha paciencia, constancia, interés y dedicación!

¡El mal humor no está de moda!

No hay nada que esté más fuera de la moda que el mal humor. Ser la reina de la elegancia pero mostrar cara de lechuga amarga es una mala combinación. Igual pasa con esos hombres de catálogo de Vogue, que en las distancias cortas muestran humor de perro viejo.

Amargura, Mala leche, Grosería…¿Enfermedades contagiosas?

Todos topamos a diario con algún individuo que da muestras de desencanto con la vida. Se trata de personas que en un contacto inicial y sin motivo aparente nos brinda sus gestos más hostiles o una comunicación cargada de antipatía, tirantez, grosería, mala leche o amargura. Es triste comprobar que tus semejantes no son felices, y por eso se muestran desagradables, pero no es ni sensato ni coherente dejarnos contagiar por ello.

Está de moda: Postureo y falsedad

De nada sirven los gestos falsos, las palabras que no se piensan y las emociones que en realidad no se sienten. Ser auténtico es un estilo de vida en peligro de extinción. Ahora la gente es desnatada, es light. Yo, me niego!!!

En un mundo efímero…

¿Deseamos vivir en un mundo efímero? Observando la tónica de vida actual parece que nos gusta estrenar, estrenar y estrenar. Nos encanta disfrutar de lo nuevo. Ya sea lo nuevo un reloj, un coche, una casa, un amor, un trabajo… ¿Qué es mejor todo lo efímero o aquello que permanece duradero a nuestro lado aunque deba ser cuidado? El problema que puede aparecer si rendimos culto a lo fugaz no es otro que dejar de valorar todo lo bueno que forma parte de nuestra vida, por resultar demasiado duradero. Reconozco tener cierto toque de conservadurismo en mi forma de ser, sobre todo cuando algo funciona y funciona bien e incluso si se estropea un poco y puede ser arreglado.